domingo, 7 de octubre de 2012

II - Las palabras


una frase para el café:

Un paso adelante no es avanzar si uno se encuentra frente al abismo.


 
unos versos:

Amanecieron hoy, como siempre, los cipreses.

Los siete civiles eternos del aire

oxigenando aromas y rimas rotas.

La resina que expelen cadáveres a punto de muerte.

La serpiente de luz que hace aristas entre las losas.

Mil urnas de mármol dan al sol mayoría en el camposanto,

decía un fémur al pie, ya descalcificado.

Laten los relojes después que sus manillas aquietaran.

Es un agosto sin aire.

Limpia el calor de vida las calles.

Ni un silencio escapa de las avenidas solitarias,

siquiera un golpe de tacón por las aceras.

La risa infantil queda perdida en su ida hacia el eco.

No vuelve risa alguna.

Alguien escucha el roce del aire en una nariz

buscando la obvia salida.

Cabellos de fuego se desploman verticales

borrando sombras de costosos y altos edificios

y decrépitos edificios viejos.

Los solares se arrullan en el suelo

buscando, quizá, un frescor que ya no existe.

Cadáveres fueron, ahora sólo huesos enganchados

esperando ser arropados por el crepúsculo.

Pero la luna de los muertos apenas baja al cementerio,

enojada con el ciprés que muestra grosero un dedo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada